20 años del iMac, el principio de todo

Hay muy pocos modelos de dispositivos que hayan dejado una marca duradera en la industria, el iMac es uno de los que han creado el principio de un gran futuro para este sector.

Apple presentó su escritorio integral “todo en uno” en un evento especial el 6 de mayo de 1998, y desde ese momento ha sido una clara referencia para la industria. Al mismo tiempo, el iMac también ha sido referencia de cultura y marca  para la propia Apple: muestra cómo la compañía evolucionó de ser un desvalido en un mundo de Windows a ser un gigante tecnológico muy versátil

El iMac ha tenido un largo recorrido, pero vale la pena seguirlo para ver cuánto ha cambiado la industria en los últimos 20 años.

El iMac de hace 20 años

Es difícil de creer hoy  en día, que una presentación de producto de Steve Jobs fuera recibida con indiferencia, pero hubo una gran cantidad de escepticismo sobre los anuncios de productos de Apple a principios de 1998. A finales de los años 90, la percepción era que el Mac era un dispositivo extraño e incompatible, popular en los departamentos de diseño corporativo y sectores de la educación, y prácticamente en ningún otro lado.

Pero era el dispositivo del futuro, con  la llegada de Internet sus características y funcionalidades se viralizaron por completo, convirtiéndose en todo un fenómeno de masas. Tan solo hace falta recordar el mítico anuncio televisivo: “No hay paso tres”: conecte el iMac, conecte una línea telefónica, y listo, está en Internet.

El iMac original presentaba un diseño todo en uno con una carcasa trasera translúcida, el iMac de primera generación de Apple fue absolutamente impresionante, que contrastaba con las aburridas cajas de color beige de la época.

Las propias palabras de Steve Jobs dejaban bien claro sus objetivos y pretensiones:” Diseñamos iMac para ofrecer lo que a los consumidores más les importa: la emoción de Internet y la simplicidad de la Mac”.

Incluía una pantalla CRT de 15 pulgadas y su diminuto disco duro de 4GB. Fue diseñado desde cero para el acceso a Internet en un momento en que la función aún estaba lejos de ser como la que conocemos en la actualidad, de ahí viene principalmente la “i” del nombre de iMac.

También ayudó a marcar el comienzo de la era USB. Aunque es bien cierto que el formato USB estaba disponible antes del iMac, el cambio completo de Apple desde la unidad de disquete y los puertos heredados  llevó a muchas compañías a construir periféricos USB y acelerar la adopción de este conector universal. De un golpe hizo que el iMac fuera compatible con una amplia gama de periféricos que anteriormente solo estaban diseñados para PC.

Centrándonos un poco más en detalle en las características técnicas de aquel primer iMac, podemos decir quu tenía una pantalla de 15 “1024 × 768 y se ejecutaba en un procesador PowerPC G3 de 233MHz. Solo poseía 32MB de PC100 SDRAM y venía con un disco duro de 4GB.

En términos de conectividad, estaba muy bien bien equipado para los años 90 ya que tenía una LAN incorporada de 10/100 Mbps, un módem de acceso telefónico de 56 K, IrDA y 2x USB 1.1.

En última instancia, lo que Jobs y la empresa llegaron a desarrollar era una forma de hacer que la tecnología del consumidor se integrara de forma natural y atractiva. Todo, incluidas las imágenes y los anuncios, se convirtieron en parte de nuestra cultura colectiva.

iMac en la actualidad

Con el paso de los años, el iMac se convirtió en el principal modelo de escritorio de Mac, tanto porque se volvió más atractivo  como porque las líneas de escritorio profesionales de Apple (Power Mac / Mac Pro) se volvieron cada vez más caras y se enfocaron en el segmento más alto del mercado.

En 1998, probablemente no era el dispositivo favorito de los consumidores. Hoy en día, iMac ha evolucionado para abarcar una gran variedad de necesidades, desde un modelo de bajo costo de 21.5 pulgadas hasta la Mac más poderosa hasta la fecha, el iMac Pro.

Los dispositivos iMac han evolucionado mucho en 20 años, llevando cambios muy sustanciales de diseño y rendimiento.

Hoy, el iMac es completamente diferente y es mucho más delgado que antes. El nuevo modelo básico viene con una pantalla Full HD de 21.5 “y también se puede adquirir de 27” con la resolución Retina 5K. Para profesionales que demandan potencia absoluta, el máximo de iMac Pro puede llegar a más de RM60K con todas las opciones seleccionadas.

Un dispositivo que sigue en auge, una perla para los amantes y fanáticos de la tecnología de Apple.